En IFL Lighting hemos arrancado fuerza este blog en el que brindaremos a nuestros usuarios y lectores toda la información que necesitan para estar al tanto de las principales novedades del sector energético. Para muestra, un botón, ya que hoy vamos a redactar unas líneas en las que expondremos cinco motivos por los que recomendamos cambiarse a la iluminación L.E.D. (Light Emitting Diode).

Este sistema, que traducido al español significa diodo emisor de luz, consiste en un cuerpo semiconductor sólido de gran resistencia que, al recibir una corriente eléctrica de muy baja intensidad, emite luz de forma eficiente y con un alto rendimiento. Para conocer las principales ventajas de pasarse a la iluminación LED, te sugerimos que no te pierdas la lista que exponemos a continuación. Seguro que cuando la leas estarás deseando sustituir todas las bombillas de tu casa o empresa.

 

1. Ahorro energético

Según la consultora de datos IHS Markit, los LED usan mucha menos energía por lumen producido. La iluminación LED usa un promedio de un 40% menos de energía que las lámparas fluorescentes y un 80% menos que las lámparas incandescentes para producir la misma cantidad de luz.

 

2. Respeto al medioambiente

No poseen materiales contaminantes como las luces tradicionales. No están compuestas por mercurio ni plomo, ni por otras toxinas o gases que pueden incluso ser perjudiciales para nuestra salud. Por tanto, la iluminación LED no produce tanta contaminación ambiental.

 

3. Reducción de emisiones de CO2

Las emisiones totales de dióxido de carbono (CO2) provenientes de la iluminación se redujeron en unos 570 millones de toneladas en 2017, lo que es, más o menos, el equivalente al cierre de 162 centrales eléctricas de carbón.

 

4. Vida útil mucho mayor

Tienen una vida útil de entre 20.000 y 50.000 horas. Mientras que las bombillas tradicionales, unas 2.000 horas. Este hecho provoca que sean cambiadas con menor frecuencia y, a la postre, se traduzca en ahorro económico y energético.

 

5. Variedad cromática

Se pueden fabricar con una amplia gama de diferentes colores sin uso de filtros adicionales. Además, las bombillas LED también tienen posibilidad de regulación, pudiendo crear tonos cálidos o fríos que se adapten al espacio que queremos.

 

En IFL Lighting ponemos a disposición de nuestros clientes un amplio abanico de productos LED con los que poder ahorrar dinero y ayudar a perseverar el medioambiente. Esto ha sido todo por hoy, pero prometemos volver en los próximos días con una nueva noticia del sector energético que a buen seguro será de tanto interés como la que hoy has podido leer en este blog.